¿Cómo lavar las chaquetas de plumas?

Las chaquetas de plumas son un must del invierno. Son calentitas, impermeables, ligeras y flexibles pero, eso sí, no se pueden lavar en la lavadora así como así. Te contamos qué tienes que hacer para no estropear la prenda.

1. Prepara la prenda

Repasa todos los bolsillos para que no quede nada dentro, después cierra las cremalleras, esto evitará que se dañe el tejido exterior y que el abrigo pierda plumas en el lavado. También evitará que todas tus prendas salgan con cachitos de pañuelo de papel, así es. 

Cuando hayas hecho esto, para más seguridad, dale la vuelta al abrigo, de manera que el tejido externo quedará totalmente protegido. Esto, además de para los abrigos de plumas, es recomendable para todas las prendas delicadas

lavar abrigo plumas

2. Dentro del tambor

Es recomendable lavar las chaquetas de plumas sin nada más en el tambor. Necesitan espacio y, sobre todo, si se meten más cosas puede correrse el riesgo de que las plumas, ya sean naturales o sintéticas, se aplasten y acaben apelmazándose.

 En todo el proceso de lavado hay que procurar que la prenda tenga espacio y que las plumas puedan moverse holgadamente para que luego se repartan mejor.

3. Elegir el programa

eficiencia-energética-y-programas-lavadora

Como ya hemos dicho, este tipo de prendas son muy delicadas así que es imprescindible seleccionar el programa para prendas delicadas, si no hay uno específico para estas prendas, escoge cualquiera.

De cualquier manera, lo esencial es vigilar dos datos del programa. El agua tiene que ser fría o llegar, como mucho, a los 30º y el centrifugado no puede superar las 400 revoluciones. El agua caliente y el centrifugado contribuyen a que las plumas se apelmacen.

Asegúrate también de que el aclarado sea largo para que no quede ningún resto de detergente ni en las fibras ni en las plumas.

4. El detergente

Este paso es importante: no todos los detergentes valen para lavar estas prendas. Busca uno que sea específico para prendas delicadas y tampoco eches mucha cantidad. Si tienes muchas prendas de plumas lo mejor es que compres un detergente para esta ropa.

En cuanto al suavizante, lo mejor es que no lo uses en estas coladas porque suelen ser densos y más jabonosos y ambas cosas no le vienen nada bien a las plumas.

5. El secado

Puedes usar la secadora pero tienes que estar muy seguro del programa que vas a usar, si no lo tienes muy claro, lo mejor es que, después de lavar las chaquetas de plumas, las seques al aire.

Para secarlo al aire, házlo en horizontal, no lo tiendas porque puede deformarse. Además, cada cierto tiempo, deberías sacudirlo para facilitar que las plumas se distribuyan de manera homogénea.

Por supuesto, tampoco debes escurrirlo, arrugarlo o secarlo sobre un radiador, todas esas cosas acabarán deteriorando tu prenda como mínimo.

Indicate in which country or region you are to see specific content. X