Seleccionar página

Consejos para instalar una lavadora nueva

Instalar una lavadora es una tarea que puedes hacer tú mismo. Como en el resto de los electrodomésticos, debes seguir algunos pasos y tener mucho cuidado en cada uno pero, siendo precavido, no es un trabajo imposible. Aquí te decimos cómo.

Elegir el lugar adecuado

instalar lavadora

El primer paso es saber dónde vas a instalar la lavadora. Esto es importante y debes tener algunas cosas en cuenta. La primera de ellas es que la lavadora debe entrar en el espacio, para ello es fundamental medir primero.

El espacio elegido debe tener acceso a una entrada de agua, esta puede ser sólo de agua fría o tener dos tomas para el agua fría y caliente.  También debe tener acceso a una salida de agua y, por descontado, a una fuente de electricidad.

Además de eso es importante que el espacio elegido no tenga temperaturas extremas ni esté pegado a una fuente de calor para que no se altere la temperatura del agua.

Nivelar la lavadora

Antes de empezar a instalar una lavadora, hay que nivelarla. La mayoría de modelos cuentan con patas de nivelación que están debajo del electrodoméstico.

Hay que girar las patas hasta que la lavadora quede completamente nivelada. Usa un nivel para asegurarte de que queda perfecto. Aquí es importante apuntar que el suelo sobre el que se asiente la lavadora debe estar también nivelado así que, compruébalo antes de instalarlo.

Desconectar el viejo electrodoméstico.

tipos programas lavadora

Si tu lavadora nueva va a sustituir a una vieja, este es el momento de retirar la vieja. Para esto, lo más importante es desconectar la entrada del agua.

Cierra la llave de entrada y, si sabes dónde está, cierra la entrada general y así no tendrás ningún sobresalto cuando quites la lavadora vieja. Desconecta después la entrada y salida del agua y el enchufe y retírala del espacio para poner la nueva.

Es posible que pueda caer un poco de agua al desconectarla por eso, lo mejor es que tengas cerca algo con lo que limpiarla o secarla. Una vez que lo hayamos hecho ya podemos colocar la lavadora nueva.

Conectar la entrada de agua

Si has cerrado la llave de paso para retirar la lavadora no la abras aún; si no lo has hecho, es el momento de cerrarla. Para este paso necesitarás herramientas, con unos alicates o una llave para apretar las tomas debería bastar.

Si tienes dos tomas asegúrate de cuál es la del agua caliente y cuál la fría y comprueba qué tubo de la lavadora corresponde a cada una. Si sólo tienes una toma conéctala a la válvula de entrada.

tipos programas lavadora

Acopla uno de los extremos del tubo al grifo de entrada y gíralo en el sentido de las agujas del reloj hasta que esté bien apretada. Haz lo propio con el otro extremo del tubo en la válvula de entrada de la lavadora.

Puedes envolver la boquilla del grifo con un poco de teflón para aislarlo completamente. Para apretar los extremos del tubo puedes usar unos alicates, pero sin forzarlos demasiado.

Conecta la salida de agua

Este es uno de los pasos más importantes para instalar una lavadora ya que si se conecta mal pueden producirse pérdidas. Parece un paso sencillo pero hay que tener cautela.

Es importante que el tubo no se doble, para ello, si fuera posible, deberíamos usar las guías de plástico. Es un accesorio que suele venir con las lavadoras y que sirve para que el recorrido del tubo no tenga dobleces.

También es importante que el desagüe esté a ras de suelo para que pueda expulsar el agua con mayor facilidad. Una vez que hemos comprobado esto, solo hay que unir el tubo al desagüe.

Puede que necesites una abrazadera y un destornillador para apretar esta parte, aunque la mayoría de hogares vienen ya con una preinstalación para el desagüe.

Conectar la lavadora a la corriente

botones lavadora

El último paso para instalar una lavadora es enchufarla a la corriente. En este punto solo hay que tener en cuenta que la potencia de entrada a la casa sea la misma que la que se recomienda para el electrodoméstico (la mayoría de las veces es así pero nunca está de más revisarlo).

También hay que asegurarse de que no haya charcos ni humedad cerca del enchufe y de que ni las manos o el propio enchufe estén mojados. Una vez revisado esto ya se puede enchufar la lavadora.

Repasar la entrada de agua

Con la lavadora conectada es momento de ponerla en marcha. Lo primero que vamos a hacer es volver a abrir la llave de entrada, tanto la entrada general como la válvula de la pared.

Después, vamos a aprovechar para comprobar que no hay fugas en la entrada de agua. Si las hubiera, tendríamos que cerrar las llaves de nuevo y volver a apretar las tomas.

Lavado de prueba

lavadoras carga superior

Si no hay fugas en ninguna parte, ha llegado el momento del último paso: hacer un lavado de prueba.

Utiliza un programa corto y comprueba todo el proceso para asegurarte de que la lavadora coge y suelta el agua sin problema. Cuando acabe el ciclo, ya puedes usar tu lavadora con total normalidad.

Como ves, es todo muy sencillo pero hay que seguir todos los pasos sin dejarte ninguno y comprobando que todo funciona correctamente. Así podrás hacerlo de una manera fácil y rápida.

 

Indicate in which country or region you are to see specific content. X