Seleccionar página

3 de agosto: Día Internacional de la Cerveza

30 julio, 2020

Una bebida que tanto nos ha acompañado y en momentos tan relevantes se merecía un reconocimiento. El 3 de agosto se celebra el Día Internacional de la Cerveza. Así que es un momento excelente para rendir un poco de culto a esta bebida repasando brevemente algunas de sus curiosidades. Siéntate en el sofá y saca una cerveza fresquita del frigorífico que arrancamos.

La cerveza: presente, pasado y futuro

Desde su descubrimiento, la cerveza ha estado presente en casi todas las culturas a lo largo de la historia. Desde las antiguas Babilonia y Mesopotamia, donde se han descubierto recetas escritas en tabletas de arcilla del 4300 a. C.; pasando por la Edad Media cuando los monjes cristianos introdujeron el uso del lúpulo, hasta la actualidad. No deja de ser una fermentación de cereales, lo que también explica la cercanía y la popularidad de la que ha gozado a lo largo de los años.

dia internacional cerveza

A pesar de ser una bebida tan amada, no fue hasta 2007 cuando Jesse Avshalomov, Evan Hamilton, Aaron Araki y Richard Hernández fundaron en California esta festividad. Como no podía ser de otra forma, el éxito fue rotundo y actualmente se celebra en todo el mundo el primer viernes de agosto.

Sin dejar de lado el hecho de que ningún producto con alcohol es saludable, sí que nos aporta paralelamente a los efectos etílicos otros que no están nada mal. Está compuesta esencialmente de agua, por lo que su consumo en época estival nos hidrata y mucho. Es rica en nutrientes como proteínas, fibra, sodio, potasio, silicio, fósforo, vitamina B y ácido fólico. Es decir, contribuye a reforzar una dieta equilibrada y variada.

Tipos de cerveza y su lugar en la mesa

La cerveza también ha evolucionado y se ha ganado un lugar en la gastronomía, un papel que parecía pertenecer de manera exclusiva al vino. El tipo de cerveza más popular y más consumido, ya sea por su baja graduación alcohólica o por su sabor suave, es la lager. Es la cerveza habitual que podemos encontrar en los bares servida directamente del grifo, pero ojo, no todo el mundo sabe cómo servir bien una cerveza, con una parte de espuma consistente y por favor, sin meter el grifo dentro del líquido. Ahora ya sabes por qué a veces tu cerveza tiene cierto sabor metálico y oxidado, como si dieras un lametazo a una farola.

dia internacional cerveza

Pero más allá del aperitivo, la cerveza también puede reforzar los platos de tu menú, desde el primero al postre, realzando el sabor de las recetas e introduciéndonos en otra manera de disfrutar la comida.

Maridajes básicos con cerveza

¿Qué viene primero, la cerveza con la tapa, o la tapa con la cerveza? ¿Y quién se ha de adaptar a quién? Nosotros te damos algunas pistas para que pruebes y te introduzcas en el nutrido y popular mundo del maridaje, donde nada puede salir mal, excepto si tratas de marinar unas alcachofas, las terroristas del sabor en muchas bebidas.

Carnes

carne con cerveza

Si tu plato lleva carne, prueba con una cerveza con cuerpo y presencia, quizá algo más amarga de lo habitual. Una opción como la doble IPA es una de las mejores apuestas y de las más populares en estos momentos. Efectivamente, pertenece a la familia de las Indian Pale Ale, y nos trae una versión más intensa.

Si estás pensando en montar una barbacoa, otra buena opción son las llamadas cervezas de abadía. Son de alta fermentación y poseen un sabor con carácter pero amable. Las belgas son, probablemente, las más populares, y su nombre no es casualidad: aunque ahora este tipo de cervezas son elaboradas la mayoría de las veces por marcas comerciales, hay que buscar su origen en los monasterios. Muchos monjes se dedicaron a la fabricación de cerveza, muy popular en tiempos de pandemia porque el agua se contaminaba fácilmente, por lo que beber cerveza era mucho más seguro. Ahí lo dejamos.

Pescados

Si hablamos de pescados frescos, como una ensalada de bacalao, podemos contar con una cerveza que destaque un regusto cítrico. Las IPAs pueden funcionar muy bien gracias a sus toques afrutados y es una de las cervezas más frescas con las que puedes contar en tu mesa. Una cerveza lager, tipo Pilsner, originaria de la República Checa, también encaja con platos de temporada frescos.

Si tu opción pasa por un pescado al horno, puedes hacer hueco para una clásica cerveza de trigo. Un gusto especiado, ácido y amargor bajo a moderado.

Verdura

Para un plato de verdura, probablemente de los que más probemos en verano, una opción excelente es atreverse con una cerveza tipo sauer. Estas cervezas hacen honor a su apellido alemán gracias a un característico sabor ácido.

receta ragú pavo

También puedes atreverte con un tipo de cerveza que ha ido ganando terreno en apenas un par de años: la NEIPA. Otra IPA, qué le vamos a hacer, pero estas siglas se obtienen New England IPA. Los cerveceros gustan de experimentar y crearon esta versión de la Indian con un color y composición más turbia debido a los copos de avena y trigo. Y aunque el lúpulo aquí tiene mucha presencia, su amargor es muy bajo.

Postres

Los postres no son menos a la hora de combinarlos con cerveza y funcionan sorprendentemente bien.Tanto las variedades porter como stout son muy buenas opciones para acompañar el postre. Tienen una alta graduación alcohólica, especialmente la segunda, y un color llamativamente oscuro. La porter es un tipo de cerveza muy tostada y generalmente seca. Funciona genial con chocolate, especialmente el negro y, si tenéis ocasión, también con carnes ahumadas.

La cerveza stout posee un color prácticamente negro, con una espuma muy densa y un sabor que puede recordarte al café. Una stout sería por ejemplo la reconocida cerveza negra irlandesa que tantas veces hemos visto en bares, especialmente en su país de origen y Gran Bretaña. Puede funcionar genial con tiramisús, profiteroles o una mousse de chocolate.

tarta cerveza negra

Queremos alzar también la voz ante las cervezas sin alcohol. Seguro que muchos torcéis el gesto al leer esto pero actualmente ya existen muchas cervezas cuyo sabor es mucho mejor al que recordábamos, creednos.

El auge de la cerveza artesanal

tradición cerveza pascua

Durante la última década, la demanda de cerveza artesanal ha experimentado un crecimiento por parte de consumidores de todas partes del mundo, como respuesta a un interés más allá de los sabores clásicos de lager y una manera diferente de ver la cerveza, más allá del de las grandes marcas comerciales.

Por lo general, la cerveza artesanal se elabora a partir de ingredientes de más calidad, contiene un mayor volumen de alcohol, el sabor es más intenso, existen multitud de variedades y conlleva un trabajo y una dedicación notable. El amor al arte cervecero ha llevado a la creación de muchas micro cerveceras a lo largo del mundo y, aunque EEUU es probablemente el país con una producción y un mercado más sólido, podemos encontrar productos de notable calidad en Latinoamérica y Europa, con una prolongada tradición.

 

America Europe Asia and Middle East Africa Oceania Worldwide
Indicate in which country or region you are to see specific content. X